Sentirse como niña otra vez

kisagain

Y es que el volver a leer tu diario de cuando eras una pre-adolescente que digo pre-adolescente de cuando eras una niña (si lo acabo de encontrar y no saben lo fascinada que estoy) es remontarte a esos momentos que tus “problemas existenciales” eran lo más simple de la vida, tu temor más grande era ser reportada a la dirección por no llevar el uniforme correcto y no te lo sacabas de tu mente en todo el día, hasta que con un simple perdón o un dulce todo se arreglaba.

 Me encanto encontrar en m36228_436984368454_8165471_ni diario el cómo describía a cada una de mis amigas, las nombraba a todas con todo su nombre completo por que en todas las clases pasaban la lista y los repetías como robotito inconscientemente “Fulantio Rodríguez Martínez” y quien va antes y después de el ja,ja .  También fue encantador ver mis “pseudo-enamoramientos” diarios  y lo dramática que era al agrandar cualquier acción que tenía “mi sapo-príncipe azul” en clase.

Y con ello ver, como me dejaba sorprender por cualquier cosa que me pasaba en mi día. Eso es algo que nunca se debe perder. El dejarse sorprender por las cosas que pasan en tu día.  No pasar un día como si fuera insignificante. No, en mi diario todos los días eran cosas especiales, cosas vergonzosas, días de inmensa felicidad, risas con amigas, mi comida favorita, el comer comida chatarra y no engordar nada.  Ahora volteo a mi presente y veo cómo cambian las cosas, nombres que veo escritos en mi diario en el cual ahí las presentaba como las mejores amigas de toda la vida y me da gusto decir que aún siguen utilizando esa etiqueta, unas se han ido y otras nuevas han llegado.Mis hermanos molestándome por ser la menor y algo curioso al ver mis viejos escritos es que me gustaba un niño en mi adolescencia  más nunca me atreví ni a hablarle y años después salí con él por iniciativa de aquel hombrecito . Es algo que mi niña del pasado hubiera gritado de felicidad, estuviera rodando por el suelo de toda la emoción acumulada y que en ese momento solo fue una salida con un chico que me caía bien.  

bebemariana

Me da temor notar, los grandes cambios que han ocurrido, como se transforma uno en base  el tiempo, las personas y las lecciones de vida.

Uno no lo nota hasta que voltea al pasado y ve las metas que tenías hace 10 años y ahora vez las de tu presente y es cuando notas el más temido momento. La hora de ser adulto.

cool2Si aún soy muy joven, por eso me etiqueto como una “Adulta Petite” en proceso de nuevos retos, nuevos cambios, y madurando día con día. Es increíble pensar como hasta tus gustos maduran. Antes amaba escuchar música de la más comercial por no decirla de otra manera, ahora no la puedo tolerar del todo. Me siento una anciana cuando escucho canciones de los 80’s o 90’s y digo “Hey esa es buena no la quites” y me voltean a ver como ¿WTF?. La ropa que antes te gustaba, la vas cambiando por algo más a tu edad. Series y películas a mi parecer me vuelvo más exigente aunque eso sí Anastasia y la Sirenita nunca se irán de mi Top ten de las favoritas de Mariana.

Me intriga mucho este momento, pero me fascina a la vez, estoy en la etapa que muchos jóvenes estamos como Cristóbal Colón queriendo descubrir lo más que podamos antes de que se nos hunda el barco. Y es que sí, a la vida no hay que hacerla una sala de espera. Si estamos creciendo, hay que movernos, pero sin soltar a nuestra niña interior que todos llevamos dentro, que es la que nos permite sacar el lado dulce y sorprendente de la vida.

 

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s